lunes, 28 de febrero de 2011

Versos herejes

A los policías anónimos de la lengua hispana

I
Sí en la montaña de ideas escudriñaras,
un genio fecundo es lo que veraz verías,
ajeno al mal genio escribo hoy inocua chanza,
pues dicen las malas lenguas, que chino que no ama Mao no llega a mandarín.
II
En la sierra lacandona, algunas veces sierras faltan
y los indios en sus juergas se olvidan de cerrar el uzo,
mientras que en las dunas europeas, el húsar no usaba huso y los íncas en los Andes
a las llamas hincaban haciendo hincapié para no botar la leña que da la llama,
a tiempo que las vacas Brahman, braman a la hora de la ora y de votar,
las preñadas mugían turbando a la turba y su plasta de rumiante, adorno biológico de ciertos desiertos era. A lo lejos un rajá en típica asana hazana jamás realiza, mientras su mujer en posición subalterna le muestra la rajadura del diván.
III
En el sur del continente americano hay un pueblo ancestral hollado,
allí en ollas con hollín, en hoyos la india con mote, de trigo, mote sabroso prepara.
Nitrato de azufre, nitrato de Chile, ni trato con blancas ni trato de convenceros
que sintáis mi largo chile en lo más profundo y no os encabronéis
porque el Toni Piñera ganó las elecciones, no hay vuelta de hoja y ójala no se repita.
De árbol frondoso las ramas dan sombra, y en estado de ayuno, el Ramadán da hambre,
la capa de ozono no existe y no tiene agujero, el oso polar no vive al sur del planeta, no oso con esto hablaros de temas trillados y callo el dolor que me causan mis callos y los cayos cubanos.
Salamaleikum saluda Alí y esputa saliva- i- baba, al malecón salí ayer y me encontré con Zoraida, que sí es puta, contestó el negro Manué con su bemba colorá.
IV
De Quevedo y de Cyrano de Bergerac podría habláros y
hasta de Guaicaipuro si así me lo pidieseis.
Y no creáis conspicuos y díscolos lectores que alarde hago del saber,
al arder el fuego por abajo calienta mejor el sancocho.
Y no hurto ni plagio trova alguna y aunque monja encarcelada fuera delito,
por sor-presa os he cogido amigos míos y aunque esto dolor os causara,
no hay ánima que se animara ni animal que lo intentara,
corregidme la talla o tirad mejor la toalla, ya que con humildad y con voz que suena a Martín Fierro os digo: ¡no escribe quien tiene ganas sino quién sabe escribir!
V
Pero, ¡ay! de ti implacable inquisidor de garabatos,
si manchar con doradas letras el pliego virgen yo pudiera,
y al final límpido el verso me saliera.
¿Qué harías y que áridas áreas ararías, viejo polizonte del lenguaje?
En el paro quedarías sí mi verbo divino, inmaculado y sublime fuese,
entonces la ostia yo sería , ¡oh parónimo hastío!, molusco lamelibranquio,
con la pluma ilustre la belleza grabaría en el azul marino nácar de concha,
si de tu madre patria hispana, hijo predilecto fuera.
VI
¿Qué sería de ti insomne guardián del santo grial de la lengua madre si mi métrica perfecta fuera?
Rin Tin Tin saltimbanqui prosódico que corres por los páramos de palabras llanas,
despedazando implacable mi esdrújulo verso y desconociendo algunas veces lo grave de mi intención.
Y ya que es sabido que si la autoridad me pia haciendo eses o heces,
ni pío saldrá de mis labios porque por impío y ateo me condenará.
Vaya valla que con su briosa caballa baya saltó jinete cojo altivo,
cada loco con su tema digo yo como vaya .
Así, dioses del Olimpo, al gendarme cervantino dejen darme gracias, porque censurar supone seso y como censor sensor sólo el conquistador de la India y de muchas otras indias más.
VII
¡Oh! enmendador de tantos entuertos y deslices ortográficos,
sí hoy he venido a ti, padre Yahvé, es para pedirte la llave del cielo,
pues ya no sé si escribiendo, asciendo hasta el oráculo o el ridículo estoy haciendo.
Sí de mi estilo no gustáis que os den, en todo caso, por el saco o por…detrás.
Entiendo que causo pena con tan bochornosa sintaxis,
sólo deseo que estéis tranquilos y que vayáis en paz por el mundo,
yo seguiré escribiendo con veto y sin licencia,
vosotros, si así lo deseáis, marchaos a-para- hacia – Asia o iros al Valhalla
y aunque sé que el bálsamo de la Meca es bueno, dejad ya de hincharlas.

Roberto Herrera 28.02.2011


Compendio de vocabulario exótico utilizado en estos versos

Abeto: Árbol de la familia de las Abietáceas.
Chile: Planta herbácea originaria de Mesoamérica, cuya variedad es muy grande
Yahvé o Jehová [llavé]: Nombre que recibe Dios en el judaísmo. Para mayor información atórese la Tora toda.
Ramadán: IX mes del año lunar de los mahometanos que varía cada año y dura de 29 o 30 días maomeno.
Rin Tin Tin: Sonido musical emitido por una campana de bronce. Pastor alemán de pura raza aria, cuyas cualidades artísticas superaron a las de Arnold Schwarzenegger y Jean Claude van Damme.
Vaca Brahman: Animal sagrado de la India de cuatro patas.
Virgen: Especie en proceso de extinción por causas no atribuibles a la contaminación ambiental. Para mayores detalles, léase La historia del tiempo: Del Bing Bang a los agujeros negros. Stephen Hawking.
Zoraida: Nombre propio árabe de mujer, de cualquier mujer, que no es lo mismo que una cualquiera.

No hay comentarios:

Publicar un comentario